Las Rías Baixas

La escarpada costa sur de Galicia, conocida como las Rías Baixas, concentra un montón de sitios increíbles para disfrutar del mar, la gastronomía y el patrimonio histórico. Con playas inmensas bañadas por las frescas aguas del Atlántico, paisajes abrumadores y encantadores pueblos pesqueros, es ideal para pasar unas largas vacaciones porque cada día se puede hacer una excursión distinta. Aquí van algunas recomendaciones:

1. Combarro: El famoso pueblo de los hórreos es posiblemente el más bonito de la costa gallega. Su coqueto casco antiguo es un pequeño laberinto de estrechas callejuelas de piedra, que esconde rincones mágicos. Los hórreos, esos antiguos graneros de las aldeas gallegas coronados por cruces, son el icono de esta villa marinera y se pueden encontrar por todos lados. Combarro es un lugar muy turístico y está repleto de bares y restaurantes, algunos con parrillas al aire libre y fabulosas vistas del mar.
Hórreos junto al mar en el pueblo de Combarro.


Más hórreos de Combarro.


La ría de Pontevedra, cerca de Combarro.


2. Ría de Aldán: Es una pequeña ría situada entre las de Vigo y Pontevedra con un montón de pueblos de pescadores que han conservado su esencia al estar en una zona más alejada del turismo de masas. Con el coche se pueden recorrer las estrechas carreteras que discurren junto al mar y disfrutar de las vistas, así como de pequeñas playas rodeadas de bosque. Un lugar fantástico para terminar la jornada es el cabo Home, desde donde se puede contemplar la puesta de sol sobre las islas Cíes con una cerveza en la mano.
Reparando la barca en la ría de Aldán.


Barcas varadas con la marea baja.


Panorámica desde el cabo Home, con las islas Cíes al fondo.


Puesta de sol desde el cabo Home.


3. Cambados: La capital del Albariño está rodeada de viñedos que producen la materia prima del vino más preciado de Galicia. De hecho, cada verano se celebra aquí la fiesta del Albariño en su honor. En el centro de la localidad, situada en plena ría de Arousa, se halla el imponente pazo de Fetiñanes, del siglo XVI y la románica iglesia de San Benito. Vale también la pena subir al cementerio donde se encuentran las ruinas de la iglesia de Santa Mariña Dozo. Y si continuáis subiendo el monte, disfrutaréis de buenas vistas del pueblo y la ría de fondo. Cambados también es famosa por el narcotráfico, pues aquí han nacido algunos de los narcos gallegos más conocidos, como Sito Miñanco, Laureano Oubiña o Marcial Dorado.
Panorámica de Cambados, con la ría de Arousa de fondo.


Cementerio de Santa Mariña Dozo.


Viñedos de albariño en los alrededores de Cambados.


Detalle de las uvas que producen el Albariño.


4. O Grove y la isla de La Toja: En la entrada de la ría de Arousa se encuentra O Grove, una villa marinera con un agradable paseo marítimo, buenos restaurantes y fantásticas playas por los alrededores. Una de ellas es la de A Lanzada, un extenso arenal de fina arena blanca y agua cristalina. Frente a O Grove se encuentra la isla de La Toja, famosa por sus balnearios y agradables pinares que se extienden en su interior. En la isla, que se comunica con O Grove a través de un puente centenario, se pueden ver numerosas mansiones y chalets de lujo.
O Grove.


El puente que comunica con la isla de La Toja.


Isla de La Toja.


Tapa de pulpo a feira en O Grove.


5. Laguardia: Otra villa de pescadores, con un puerto muy pintoresco, que se encuentra a dos pasos de la frontera con Portugal, pues es el pueblo más al sur de la costa gallega. En Laguardia hay que subir al cercano monte de Santa Tecla, que ofrece unas vistas chulísimas de la desembocadura del Miño y de las tierras lusas al otro lado del río. En el cerro también se pueden ver las ruinas del castro de Santa Tecla, un antiguo poblado galaico con dos milenios de historia.
La desembocadura del Miño, vista desde el monte de Santa Tecla.


El pueblo de Laguardia también se ve desde el monte.


Castro de Santa Tecla, con fabulosas vistas del Atlántico.


Laguardia.


Tampoco podéis perderos las Islas Cíes, que son uno de los lugares más bonitos de la zona y al que hemos dedicado un post especial en el blog.