Los gritos del silencio










LOS GRITOS DEL SILENCIO (The Killing Fields)
Director: Roland Joffé
Año: 1984
Reparto: Sam Waterston, Haing S. Ngor, John Malkovich, Julian Sands, Craig T. Nelson.


Antes de visitar Camboya, es conveniente empaparse de la triste historia de este país y la dura dictadura a la que se vio sometido por parte de los llamados Jemeres Rojos y su temido líder Pol Pot. Para ayudarnos con este cometido es una buena idea ver Los gritos del silencio (1984), película que a día de hoy no ha perdido un ápice de interés y dureza.En ella se narra la historia real de un corresponsal del New York Times en Camboya durante los primeros años de la dictadura, aunque el protagonista de la película es Dith Pran, fotógrafo camboyano que le sirve de guía y traductor.

Durante su metraje se palpa la crueldad a la que los camboyanos se vieron sometidos desde que los Jemeres Rojos tomaron el poder en 1975, hasta su derrocamiento, en 1979. En esos cuatro años de férrea dictadura se produjo un exterminio masivo de civiles, que redujo la población de Camboya de 7,5 a 6 millones de habitantes. Prácticamente un cuarto de la población del país fue exterminada en el que proporcionalmente ha sido el mayor genocidio de la historia de la humanidad.

Una de las primeras medidas aprobadas en la Kampuchea Democrática de Pol Pot fue obligar a todos los ciudadanos a abandonar las ciudades para trabajar en el campo en un régimen de semiesclavitud. Si se negaban, eran asesinados en los campos de exterminio.

Dith Pran no será ajeno a todo ese holocausto. El argumento de la película se centra en su deportación a una zona rural, sus penurias en los campos de trabajo y su odisea para intentar escapar del país.

Sin duda, el visionado de Los Gritos del Silencio es ideal para completar la dura experiencia que supone visitar en Phnom Penh algunos de los lugares que todavía mantienen vivo el trágico recuerdo de los Jemeres Rojos.

Entre ellos destacan la Prisión S-21, donde torturaban a los presos cuyo único delito era ser contrarios al régimen, y los Campos de Exterminio de Choeung Ek, donde todavía hoy día podemos contemplar restos de ropa y esqueletos de los camboyanos que allí fueron cruelmente asesinados.

Haing S. Ngor da vida a un periodista camboyano que intenta abandonar el país durante el régimen de los jemeres.


Algunas de las celdas en la prisión S-21 de Phnom Penh.


Cientos de cráneos se exhiben como homenaje a todos los muertos en los Campos de Exterminio de Choeung Ek.



VÍDEO: Tráiler de la película.

No hay comentarios: