Cozumel


Los ferries a la isla de Cozumel salen desde el puerto de Playa del Carmen cada hora y tardan unos 40 minutos en llegar. Hay dos navieras que cubren el trayecto y ambas tienen sus taquillas en la entrada del muelle. Los billetes se pueden comprar directamente al llegar sin necesidad de reserva previa y cuestan 162 pesos por trayecto (9 euros). Cozumel está situada a solo 20 kilómetros de la costa mexicana y su silueta se divisa perfectamente desde Playa del Carmen.

San Miguel de Cozumel es la ciudad principal de la isla y el lugar donde atracan los ferrys. Es una ciudad pequeña que se puede recorrer fácilmente a pie. El centro histórico cuenta con algunos edificios antiguos, como la iglesia de San Miguel, pero está excesivamente explotado por el turismo y ha perdido parte de su encanto original.

Casi todas las calles están repletas de tiendas de souvenirs, agencias de turismo y de alquiler de coches y motos. Los negocios están enfocados a los miles de cruceristas que a diario desembarcan en la isla porque Cozumel, gracias a su puerto de aguas profundas, es una escala habitual para los enormes transatlánticos que navegan por el Caribe. La mayoría de los cruceristas son estadounidenses o canadienses y los precios de Cozumel están adecuados a sus bolsillos.

Además de pasear por las calles del centro, muchas de ellas peatonales, vale la pena recorrer el paseo marítimo contemplando cómo las olas del Caribe golpean las rocas de la orilla. El viento azota con frecuencia la isla y suele haber bastante oleaje. El paseo marítimo está adornado con curiosas estatuas, como una que hace referencia al carnaval de Cozumel, uno de los más famosos de México.


Embarcando en el ferry en Playa del Carmen.


Llegando a San Miguel de Cozumel.


Desembarcando en Cozumel.


Llegamos a Isla Cozumel.


Tráfico en el puerto de Cozumel.


Calle de San Miguel de Cozumel.


De paseo por la capital de la isla.


Las calles están llenas de tiendas.


Calles de Cozumel.


Iglesia de San Miguel de Cozumel.


Colorida fachada.


Máscaras de lucha libre, un souvenir clásico en México.


Agencias de alquiler de motos.


Otra calle del centro de San Miguel de Cozumel.


Bar Machete, puro sabor mexicano.


La torre del reloj, en restauración, al fondo.


Contemplando las olas del Caribe.


Coches de caballos para los turistas recorren las calles de Cozumel.


Las olas del Caribe rompen contra la orilla.


Estatua del carnaval de Cozumel.


Una vieja barca varada en la orilla.


Estatua de un guerrero maya.


Paseo marítimo de Cozumel.


Fuera de la capital, hay una carretera que parte hacia el sur y que va bordeando toda la isla. Las playas no son nada del otro mundo porque la costa es muy escarpada y la mayoría pertenecen a hoteles o clubes privados, que cobran entrada. Aun así, las mejores se concentran en el extremo sur de la isla, entre ellas playa Palancar. En la costa oriental se pueden encontrar playas más vírgenes, pero el fuerte oleaje y el viento hacen que sean menos acogedoras para tumbarse a la bartola.

Pero el mayor atractivo de Cozumel está seguramente fuera de la isla, en las cristalinas aguas que rodean su costa y que esconden magníficos arrecifes de coral, además de abundante fauna marina. Cozumel es una de las mecas mundiales del submarinismo y por toda la isla hay montones de agencias para hacer bautismos o excursiones de buceo.

Si no apetece sumergirse tanto, siempre se pueden contratar excursiones de snorkel, también muy solicitadas en la isla porque en Cozumel se puede disfrutar del espectáculo marino con unas simples gafas y un tubo.

Nosotros contratamos un tour de snorkel de unas cuatro horas que nos costó 600 pesos por persona (36 euros). El precio incluía las bebidas a bordo en el barco, con una despensa llena de Coronas, y buceo en tres sitios distintos, entre ellos la zona de Palancar, que se encuentra dentro de un parque natural marino. A la salida del puerto de San Miguel de Cozumel hay un montón de agencias que ofrecen tours de buceo y snorkel.


La carretera que rodea la isla de Cozumel.


La costa occidental de Cozumel es muy rocosa.


Otro vistazo a la costa de Cozumel.


Las playas occidentales de Cozumel son muy pequeñas y privadas.


El barco con el que fuimos a hacer snorkel.


En marcha en nuestra excursión de snorkel.


La costa de Cozumel vista desde la barca.

2 comentarios:

PAU dijo...

HOLA....SABES SI SE PUEDEN ARRENDAR BICLETAS PARA RECORRER LA ISLA COZUMEL?

Judith Valiente Mañas dijo...

Hola!
Serian tan amables decirme como y con quien contrataron la excursion de snorkel en Cozumel???
Muchas gracias.