De Belfast a Derry (Irlanda del Norte)

Sólo 117 km separan Belfast de Derry, las dos principales ciudades de Irlanda del Norte, aunque vale la pena desviarse por la sinuosa carretera que recorre la costa más septentrional de la isla. El tramo más espectacular va desde el pueblo de Ballycastle hasta Portrush, conocido como la Causeway Coast.

Primero paramos para visitar el puente colgante de Carrick-a-Rede, que salva un acantilado sobre el océano para llegar hasta una pequeña isla. Las vistas son magníficas y alcanzan hasta la costa de Escocia. Eso sí, el precio por cruzar el puentecito son 5 libras. Los tickets se compran en el párking y luego se puede caminar un par de kilómetros por varios senderos marcados.

Luego la carretera continúa bordeando la costa y cualquier lugar es bueno para aparcar el coche y sacar la cámara para obtener buenas panorámicas de los acantilados. Al cabo de unos 15 km se llega a la famosa Calzada del Gigante, unas curiosas columnas de basalto que se funden con el mar y por las que puedes trepar.

El paisaje que rodea la Calzada del Gigante es espectacular, con acantilados cubiertos de hierba y otras formaciones de basalto. Hay un montón de rutas para caminar, todas con vistas magníficas. El párking cuesta 6 libras.


Acantilados cercanos al puente de Carrick-a-Rede.


Intenso verde en el paisaje.


El puente colgante de Carrick-a-Rede.


Turistas cruzando el puente.


Paseando junto a los acantilados.


La hierba cubre todo el paisaje.


Ovejas pastando.


Panorámica en los alrededores de la Calzada del Gigante.


La montaña se desprende sobre el mar.


Otra bonita panorámica.


Descendiendo hacia la Calzada del Gigante.


La Calzada del Gigante, vista desde lo alto de los acantilados.


Paseando por la Calzada del Gigante.


Los hexágonos de basalto son casi perfectos.


La Calzada del Gigante se hunde en el océano.

2 comentarios:

Felix Lugo dijo...

Maravilloso paseo.

Felix Lugo dijo...

Yo viaje de Dublin en un tour de un dia y descubri paisajes rurales y marinos inolvidables.