PARÍS



¿La ciudad más bonita del mundo? Posiblemente. Y seguro si responde un francés. Nuestros vecinos están orgullosos de su capital y no es para menos porque París es uno de esos lugares que jamás te cansarías de visitar. Es una ciudad con mil caras, capaz de sorprender y de atrapar al viajero desde que pisa por primera vez las orillas del Sena.

¿Dónde alojarse? La plaza de la Bastilla, los alrededores de la Gare du Nord o el barrio de Pigalle son buenas zonas para encontrar alojamiento económico en una ciudad cara como París. Para estancias más largas, alquilar un apartamento puede ser una buena forma de ahorrarse algunos euros. Click aquí para alquilar un apartamento en París.

¿Cómo llegar? Los aeropuertos Charles de Gaulle y Orly están muy bien comunicados con el centro de París por tren y autobús. La primera opción es la más cara, pero también la más rápida y cómoda. Ryanair vuela al aeropuerto de Beauvais, pero hay que tener en cuenta que este aeródromo está a 90 km de París y a dos horas de autobús.

Los encantos de París son interminables, pero aquí va una lista de los lugares imprescindibles en cualquier visita a la capital francesa:

Ile de la Cité: Esta isla en medio del Sena es el corazón de París y el lugar donde se levanta la magnífica catedral de Notre Dame, a cuyo campanario hay que intentar subir a pesar de la desmoralizante cola de turistas. Tampoco hay que dejar de visitar la cercana Sainte Chapelle, una espectacular joya del gótico francés. Al lado de la Ile de la Cité está la vecina Ile de Saint Louis, mucho más tranquila.


Catedral de Notre Dame.


Montmartre: Es el barrio de los artistas por excelencia. Sus callejuelas repletas de pintores, las terracitas de sus restaurantes y las fantásticas panorámicas desde el Sacre Coeur enamoran a cualquiera.


La basílica del Sacre Coeur.


Músico en Montmartre.


Callejuela adoquinada de Montmartre.


Montmartre es el barrio de los pintores.


Cuadros en la calle.


El Moulin Rouge, en Pigalle, muy cerca de Montmartre.


Pigalle está lleno de sex-shops.


Barrio Latino: Fue uno de los barrios más bohemios de París gracias al influjo que ejercía la universidad de la Sorbona. Todavía se puede rememorar ese ambiente paseando entre sus cafés y pintorescas plazoletas. Los jardines de Luxemburgo son un buen lugar para relajarse.

Marais: Es uno de los barrios de moda de París. Se extiende entre el Forum des Halles y la Bastilla y es una de la zonas más animadas de la ciudad por las noches. Hay montones de bares, tiendas y es fácil presenciar un concierto de rap en la calle frente al Centro Pompidou. También esconde lugares fantásticos como la Iglesia de St. Eustache o la Plaza des Vosges.


Iglesia de St. Eustache.


Una esquina de Marais.


Estación del metro parisino.


Torre Eiffel: Sin duda es el icono de París y subir hasta el tercer mirador, a casi 300 metros de altura, ofrece unas increíbles vistas de la ciudad. Eso sí, para contemplar la torre en todo su esplendor hay que acercarse a los jardines del Trocadero o al Campo de Marte.


La torre Eiffel, vista desde el Trocadero.


Panorámica de París desde la torre Eiffel.


El Sena, visto desde la torre Eiffel.


Torre Montparnasse: Es un rascacielos horrible que rompe la fisonomía de París y que muchos parisinos sueñan con derribar algún día. Sin embargo, tiene un mirador en lo alto que ofrece las mejores panorámicas de París. ¿Por qué? Porque es el único lugar desde donde no se ve la torre de Montparnasse.

El Sena: Nada como pasear por las orillas del río para impregnarse de todo el aroma de París. Por la noche se puede hacer un crucero en un bateaux mouche y deleitarse con la iluminación de la ciudad de la luz.


Las preciosas orillas del Sena.


Crucero nocturno por el Sena.


Barrio de la Defensa: Es el nuevo distrito financiero de París y está formado por modernos rascacielos de cristal. En el centro se erige el inmenso Arco de la Defensa, con más de 100 metros de altura.


El gran Arco de la Defensa.


Barrio de la Defensa.


Campos Elíseos: Es la avenida más famosa de París y comunica la plaza de la Concordia, con su obelisco egipcio, con la plaza de L’Etolie, donde se levanta el Arco de Triunfo. En esta avenida está la residencia del presidente de la República.


Arco de Triunfo.


Tráfico en los Campos Elíseos.


Plaza de la Concordia.


Plaza Vendome.


Museos. París es la ciudad de los museos y tres de ellos están entre los más importantes del mundo:
  • Louvre: Es el mayor museo del planeta. La Gioconda, de Leonardo da Vinci, es su cuadro más famoso, pero alberga una interminable colección de pintura y escultura de todas las épocas de la humanidad. Solo el palacio del Louvre, antigua residencia de los reyes de Francia, merece la visita. En los alrededores del Louvre se extienden los antiguos jardines reales de las Tuileries.


La pirámide de cristal del Louvre, iluminada por la noche.


Palacio del Louvre.


Jardín de las Tuileries.

  • Pompidou: El centro de arte contemporáneo más prestigioso del mundo. El edificio, inaugurado en los años 70, sigue sorprendiendo a cualquier arquitecto por su diseño funcional que deja al descubierto la estructura interior o los conductos de ventilación.


Centro Pompidou.

  • Orsay: Es una vieja estación de ferrocarril transformada en un precioso museo, que alberga una importante colección de pintura moderna. Destacan las obras de los impresionistas como Renoir, Monet o Degas. El edificio es espectacular.


Museo de Orsay.


Estatuas frente al museo de Orsay.


Interior del museo de Orsay.


Y mucho más. Contemplar la enorme cúpula dorada de los Inválidos, donde se encuentra la tumba de Napoleón, visitar el cementerio Pere-Lachaise, descender a las catacumbas de la ciudad, hacer una excursión al palacio de Versalles...


Palacio de los Inválidos.


Cementerio Pere-Lachaise.




Viena, París y Grecia en una trilogía

2 comentarios:

MTTJ dijo...

París es una ciudad que no cansa. Nos has dado un buen repaso sobre la ciudad y sus mejores lugares. No conozco el cementerio Pere-Lachaise pero varias personas me han comentado que es un lugar muy interesante. me lo apunto para la próxima.

Un saludo

Telémaco dijo...

Hola MTTJ. Muchas gracias. El cementerio Pere-Lachaise es muy bonito y no está lejos del centro de París. Hay muchos artistas enterrados como Oscar Wilde o Balzac, aunque la tumba más visitada es la de Jim Morrison. Saludos!